domingo, 7 de noviembre de 2010

Después de luego.

Nos conocimos aquí, estamos suspendidos en el mismo lugar, donde siempre es más probable la casualidad. 
El tiempo nos separa (y no se para) y la música no me deja escuchar. La noche más larga ya se acaba y nos va dejando atrás.
Quédate, no te vayas si aún no estás lejos.


O cuando quieras volver no me vas a saber encontrar.



3 comentarios:

Alba dijo...

Quizas si que sabe encontrarte aunque tu pienses que no, quien sabe... :)

Norae Lebowski dijo...

Lis no sabía de la existencia de este blog.
Me gustan tus relaciones de foto-texto. Y me encanta "Quédate, no te vayas si aún no estás lejos." creo que es algo que todos querríamos haber gritado en algún momento de haber sabido expresarlo con palabras tan bien.

nohope dijo...

cada vez flipo más con tus fotos...son géniales!